lunes, 10 de febrero de 2014

Manual de iniciación al PÁDEL para el jugador de tenis




Si soy jugador de tenis y estoy comenzando a jugar al pádel… ¿Qué cosas debo olvidar y qué cosas, en cambio, debería utilizar y/o adaptar a este nuevo deporte? ¿Qué empuñadura sería la correcta en los nuevos golpes?¿Cuáles son las principales diferencias y similitudes entre uno y otro? Todas estas y más cuestiones se verán contestadas en este artículo.


En principio, lo primero que deberíamos hacer es diferenciarlos a los dos como deportes enteramente distintos, como si no tuviesen nada que ver el uno con el otro, es decir, si estoy en una temporada en la que juego a los dos, nada más entrar en la pista, debo saber en todo momento si estoy jugando al tenis o al pádel; es muy importante no mezclar conceptos, técnicas ni tácticas, ya que hay muchos aspectos que varían de un deporte al otro. Sin embargo, no estaría de más intentar ADAPTAR golpes técnicos que nos salen bien en el tenis al pádel.

La primera diferencia que se nos presenta son los límites de la pista, ya que en el tenis los marcan la línea blanca mientras que en el pádel los límites los ponen las paredes. Además, hablando de paredes, éstas son la mayor dificultad y diferencia que se suele presentar en una pista de pádel para un jugador de tenis. Cuando venimos de aquel deporte no concebimos la pared como parte del juego y por ello es por lo que intentamos golpear las bolas antes de que toquen en ésta; un gran error, por supuesto, que sólo ralentiza nuestro aprendizaje.

Mi consejo es que procuremos sacar la bola de rebote de pared SIEMPRE que sea posible, esto hará que consigamos coger antes las perspectivas de la pista y, sobre todo, que mejoremos la lectura de la bola en los rebotes exponencialmente.





Una de las razones por la que los jugadores de tenis tienen más facilidad de juego en el pádel es la COORDINACIÓN, ya que los dos deportes comparten el mismo tipo, teniendo en cuenta de que en los dos una buena coordinación motriz es indispensable. El tipo común a ambos es la coordinación óculo-implementaria que está dentro de la coordinación óculo-manual y es la relación de coordinación entre nuestro ojo (lo que vemos) y el implemento que llevamos en la mano: en el caso del tenis, la raqueta; en el caso del pádel, la pala.

Lo único que varía en el implemento de estos dos deportes es su composición (cuerdas), su tamaño, su peso y, por consecuencia, el punto de impacto: en el pádel más cercano a la mano, en el tenis más lejano. Por ello la pala en la mano nos pesa menos que la raqueta jugando, pero en realidad pesa más.

Siguiendo por los golpes técnicos, la mayoría de ellos son parecidos a los de tenis, por lo que el jugador tendrá mucha más facilidad de aprendizaje que si empezase de cero, una gran ventaja; excepto por la bandeja, que es un golpe que un jugador de tenis nunca ha hecho, ni siquiera un golpe parecido.

 Básicamente, por ejemplo, lo que diferencia una derecha de tenis de una derecha de pádel es la amplitud de golpe, la empuñadura y el efecto empleado. En el tenis la preparación y la terminación es mucho más amplia, la aceleración del golpe mucho más potente y la empuñadura base sería la este de derecha mientras que en iniciación en el pádel suelen enseñar continental; además, el efecto más utilizado en tenis es el liftado mientras que en el pádel predomina el cortado.

De hecho, hay una gran ventaja que tiene un jugador de tenis cuando pasa a jugar al pádel, la RED, porque en ella se realizan ,técnicamente, los golpes prácticamente exactos y comunes a los dos deportes: volea de derecha, volea de revés, remate y bandeja. Como dije anteriormente, la bandeja ejerce una gran presión para el jugador porque es un golpe nunca realizado anteriormente pero, hasta que cojamos confianza, podríamos suplirlo por remates tanto liftados como cortados.








Además, debo añadir que una de los golpes que mejor realiza un jugador de tenis en el pádel es el REMATE, porque es exactamente idéntico al saque de tenis. En las dos imágenes de arriba tenéis un buen ejemplo entre la preparación en flexión de un saque plano de tenis y de la preparación en flexión de un remate plano de pádel.

 Teniendo en cuenta que cada jugador es un mundo y tiene sus propios "trucos" en los golpes, os invito a buscar las diferencias, ya que hay poco más que la colocación de los pies, la cual probablemente se deba a que el sacador va a lanzar el golpe hacia su izquierda, por eso está algo más abierto, y el rematador va a lanzar su bola hacia su derecha. Es una manera formidable y fácil de apuntarse un punto y una gran ventaja que tendría un buen sacador de tenis.

Por último, me gustaría hacer una especial mención a otro tipo de remate, el REMATE LIFTADO. Este estilo es poco común en jugadores de iniciación en el pádel y seguramente se deba a su gran complejidad, ya que es un golpe en el que debemos dejarnos la bola detrás de nuestra cabeza para golpearla rozándola con la mayor aceleración posible desde abajo hacia arriba. 

Debido al gran efecto que se produce en este golpe, los jugadores más aventajados lo utilizan para SACAR POR TRES la bola de la pista o para buscar la MALLA o PARED LATERAL. Este golpe, también, es idéntico al segundo saque de tenis, al SAQUE LIFTADO; por lo que un jugador de tenis empezaría con la ventaja técnica de poder ejecutar uno de los golpes más complejos y efectivos del pádel. En los siguientes vídeos del crack del pádel, Fernando Poggi, veremos de que se trata.




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Linkwithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...